¿Qué está pasando en la frontera entre Estados Unidos y México?

Foto: AP / Voz de América
Debido a la situación de las frontera entre México y Estados Unidos las opciones ilegales y peligrosas son a menudo la única salida
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Milagros Ruesta es una migrante hondureña que en un desesperado intento por encontrar una vida mejor en Estados Unidos se puso en las manos de traficantes de personas que la cruzaron por la frontera, viajó en una camioneta conducida por un joven de 15 años a alta velocidad.

La persecución terminó cuando la camioneta se atascó en un campo agrícola. Ruesta capturada por las autoridades de Hidalgo, Texas, contó a la Voz de América por qué busca asilo​.

“Vengo de mi país porque el papá de mi hijo casi me mata, y tengo pruebas, y vengo acá a México. Me secuestraron”, son las palabras que resumen su historia y su deseo de encontrar asilo en EE. UU.

Casos como el de Ruesta se cuentan por miles en la frontera sur. Al parecer, ni los controles fronterizos o los programas migratorios hacen desistir a los migrantes. En el área de La Joya, México, una zona donde a diario tienen lugar hasta dos persecuciones, la policía reportó la captura de mi 600 migrantes en los últimos dos meses.

Según el teniente Manuel Casas, de la policía de La Joya, es muy común que los Coyotes usen a menores de edad como conductores para transportar grandes grupos de migrantes.

Casas también es parte del operativo Lone Star del gobierno de Texas; este ha capturado más de 80 mil migrantes y registrado más de mil persecuciones desde marzo hasta el mes pasado.

“Hemos tenido muchachos de 15 años manejando a velocidades de 100 millas por hora o más”, dijo a VOA.

El próspero negocio del tráfico de migrantes en la frontera de México y Estados Unidos

Mientras las autoridades migratorias intentan frenar una cifra sin precedentes de migrantes irregulares intentando penetrar la frontera entre Estados Unidos y México, los traficantes de personas ven florecer su negocio, a menudo exponiendo a los migrantes a:

  • Abusos
  • Abandono
  • Incluso el riesgo de muerte

“Cuando las personas están desesperadas por abandonar sus países de origen o su lugar de residencia actual y no tienen los medios regulares para migrar, las opciones ilegales y peligrosas que ofrecen los traficantes son a menudo la única salida“, señala un informe reciente de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC).

Tal vez te interese:  Migrantes quieren remplazar Instituto de los Mexicanos en el Exterior; ya cumplió su ciclo

Las medidas impuestas por la pandemia del covid-19, como el cierre de las fronteras, aeropuertos y oficinas de tramitación de visados han exacerbado la emigración irregular, según el reporte.

Quédate en México sólo empeoró los abusos de migrantes

Muchas de las personas en movimiento son vulnerables a “riesgos de secuestro, extorsión, violación sexual y otros abusos”, explicó a la VOA Ari Sawyer, investigadora fronteriza de Human Rights Watch (HRW).

Sawyer puntualizó que un gran porcentaje de las personas que quieren cruzar la frontera buscan seguridad y han tenido que huir de sus países.

Para Sawyer, el programa viola el derecho de esas personas a solicitar asilo en Estados Unidos.

En febrero, 12 policías mexicanos fueron detenidos por el asesinato de al menos 19 migrantes guatemaltecos, hecho bautizado como la “masacre de Tamaulipas”. Este hecho captó la atención de los medios de comunicación por la barbarie con que fueron asesinados, primero acribillados a tiros y luego incinerados dentro de un camión. Los agentes confesaron haberlos matado.

Otro incidente donde perdieron la vida unas 55 personas, la mayoría de ellos migrantes de Centroamérica, ocurrió a principios de diciembre; en esta ocasión un tráiler que transportan migrantes en el estado de Chiapas, en el sur de México, se volcó.

Luis Rodríguez, comandante de la Guardia Nacional, corroboró que 166 migrantes centroamericanos eran movilizados en el tráiler por traficantes de personas.

Según un informe de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), de enero a diciembre cerca de 650 migrantes han perdido la vida intentando cruzar la frontera entre México y Estados Unidos.