Compañías de servicios públicos ya no compartirán datos de migrantes con ICE

A pesar de la buena noticia, ICE todavía podría acceder a algunos datos acumulados en bases de datos meses anteriores. | Foto: Pixabay.
ICE tenía acceso a bases de datos que contenían nombres y direcciones de millones de personas, entre ellas migrantes indocumentados. Con información de La Opinión.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

A partir de este miércoles, varias compañías de servicios públicos (luz, teléfono y cable) dejarán de compartir los datos de migrantes al Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés). Esto, después de que una investigación revelara la venta de dichos datos a las autoridades migratorias.

El diario The Washington Post realizó esta investigación en febrero. En ella reveló que ICE compraba los datos personales de migrantes a compañías del National Consumer Telecom and Utilities Exchange (NCTUE). Entre los datos se encontraban direcciones, nombres y el Número de Seguro Social de miles de personas.

Así funcionaba la venta de datos a ICE

De acuerdo con la investigación de The Washington Post, NCTUE pasaba los datos de las personas a Equifax, una firma de evaluación de crédito. Posteriormente, Equifax vendió esta información a bancos de datos que se comparten con diferentes agencias del gobierno, fuerzas policiales e investigadores privados. Entre las agencias estaba ICE.

Después de que se revelara esta información, el senador demócrata de Oregon, Ron Wyden, exigió que NCTUE detuviera la venta de datos personales. Más adelante, en octubre, NCTUE aceptó y le ordenó a Equifax que dejara de vender dicha información.

“La venta de información personal que los individuos dan cuando contratan servicios de energía eléctrica, agua y otras necesidades de vida, sin que se les dé opción en el asunto, es un abuso de la privacidad de los consumidores”, declaró Rin Wyden en una carta dirigida a la Oficina de Protección Financiera al Consumidor.

Sin embargo, es importante aclarar que, pese a la orden de NCTUE, los datos de los consumidores que se acumularon hasta este miércoles siguen disponibles en las bases de datos. Esto quiere decir que ICE y otras agencias pueden seguir teniendo acceso a ellos. Sólo los datos acumulados en el futuro están protegidos.

Tal vez te interese:  ICE podrá monitorear las placas de autos de inmigrantes por todo EEUU

Con información de La Opinión