Administración Biden suspende deportaciones aceleradas; revisará su legalidad

Las deportaciones aceleradas suelen hacerse en la frontera, pero Trump amplió esta política a todo Estados Unidos. | Foto: ICE.gov
Biden ya había ordenado revisar el proceso de las deportaciones aceleradas en febrero. Aun así, la migra continuó con esta política. Con información de BuzzFeed News.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Durante el gobierno de Donald Trump, las deportaciones aceleradas se volvieron una práctica común. Estas deportaciones consisten en detener y expulsar a los inmigrantes de Estados Unidos sin que su caso llegue a una corte o se siga el proceso debido. Aunque dichas deportaciones continuaron este año, el gobierno de Joe Biden las suspendió este jueves para revisar su legalidad.

De acuerdo con un portavoz del Departamento de Seguridad Nacional, el gobierno de Biden ha aplicado las deportaciones aceleradas pocas veces este año. No obstante, agregó, “no se usarán en el futuro hasta que se complete la revisión del Departamento”.

El Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) informó que, desde el 20 de enero hasta la fecha, se han hecho sólo cuatro deportaciones de este tipo. De octubre del año pasado a enero de 2021, el número fue de 17.

Tal vez te interese:  Nueve claves que debes saber sobre las deportaciones aceleradas
Tal vez te interese:  ¿A quiénes afectan las deportaciones express de ICE?

Así funcionaron estas deportaciones en la era Trump

El gobierno de Donald Trump inició las deportaciones aceleradas en 2019. Estas deportaciones ya se hacían en la frontera de Estados Unidos y México. Sin embargo, el gobierno de Trump las amplió a todo el país. Al principio, un juez frenó la medida. No obstante, en 2020, una corte de apelaciones dio luz verde al plan de Trump.

Por medio de esta medida se permitió que ICE arrestara a inmigrantes indocumentados y los deportara sin permitirles presentarse frente a un juez de inmigración. Incluso se emitió una guía en la que se establecieron las pautas para estas expulsiones.

De inmediato, defensores de los derechos de los inmigrantes se posicionaron en contra de esta medida. Varios grupos argumentaron que este tipo de deportaciones violaba los derechos de acceder a un proceso adecuado frente a un juez. Además, dijeron, Trump usó el mecanismo como una forma de expulsar a los inmigrantes burlando el sistema judicial.

En diversas ocasiones, organizaciones y medios de comunicación han cuestionado al gobierno sobre los impactos negativos de las deportaciones aceleradas. No obstante, no se ha tenido ninguna respuesta.

El gobierno de Biden tiene la oportunidad de acabar con esta política

En febrero de este año, Joe Biden ordenó revisar la política de las deportaciones aceleradas. Aun así, ICE continuó con esta práctica en diferentes partes de USA.

Desde la perspectiva de varios activistas, esto contradice la promesa de Biden de reformar el sistema migratorio estadounidense. Además, ha provocado la expulsión indebida de migrantes con vínculos comunitarios importantes y productividad económica en el país. Incluso, dicen, se ha deportado a personas que tienen ciudadanía americana.

Ahora que las deportaciones aceleradas se suspendieron, se espera que el secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, termine definitivamente con esta política. Sin embargo, siempre está la posibilidad de que decida continuarla sólo que con ciertas modificaciones.

Con información de BuzzFeed News