Miles de personas protestan por noveno día en Washington

Miles de personas protestan por noveno día en Washington
Miles salieron a las calles de Washington D.C. para protestar por noveno día contra el racismo y la violencia policial en EEUU.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Miles de personas salieron a las calles de Washington D.C. para protestar contra el racismo y la violencia policial en el país, en el noveno día de manifestaciones que se espera sean las más concurridas.

En medio del calor y la humedad los manifestantes se congregaron en distintos puntos de la capital, marcada por una fuerte presencia policial.

 

Cientos de agentes federales y locales, armados con equipos antimotines, custodiaron las principales calles de la ciudad y los alrededores de la Casa Blanca en Washington .

Una porción de la calle 16 frente a la casa presidencial fue renombrada como “plaza Black Lives Matter” (las vidas negras importan) con el eslogan pintado en el asfalto.

Sobre las letras amarillas, los manifestantes bailaron, cantaron y gritaron consignas como “sin justicia, no hay paz”, “no a la policía racista” y “las vidas negras importan”.

 

“El gobierno que tenemos no está respondiendo adecuadamente a las necesidades que tenemos”, dijo Salima Hernández.

“La alta autoridad de la policía no nos está respetando, especialmente a nuestros hermanos de color”, aseguró la joven salvadoreña.

La brutalidad policial ha provocado decenas de protestas en EE.UU. La gota que colmó el vaso esta vez fue la muerte de George Floyd en Minneapolis.

Protestas a lo largo y ancho de todo EEUU

Mientras tanto, en Nueva York varios manifestantes protestaron en diferentes puntos de la ciudad.

Times Square permaneció cerrado para el tránsito para evitar incidentes, mientras la policía controló la situación.

Al margen de las protestas y días de la reapertura económica, las tiendas continúan cerradas y protegiéndose para evitar saqueos.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha criticado a los manifestantes, haciendo énfasis en los saqueos y actos vandálicos.

El lunes, Trump calificó la violencia de “actos de terrorismo”, antes de salir a tomarse una foto con una biblia en la iglesia frente a la Casa Blanca.

Para Patrick Keaser, un pastor episcopal que ofrece agua y comida a los manifestantes al lado de la iglesia, es momento de “hablar en contra del racismo sistemático en este país”.

“Mi propia tradición tiene sus raíces en el colonialismo y por mucho tiempo nuestra denominación ha estado en silencio o ha sido cómplice”, argumentó Keaser.

Tal vez te interese:  Hermano de George Floyd pide paz mientras se preparan más protestas