Continúan expropiando tierras para el muro fronterizo, a pesar de que Biden detuvo obras

Continúan expropiando tierras para el muro fronterizo, a pesar de que Biden detuvo obras
El muro fronterizo es un símbolo de odio y racismo para nuestra familia, así lo declara la familia Cavazos, cuya propiedad ha sido expropiada injustamente por el gobierno estadounidense. Ellos y otros 140 casos parecidos tenían la esperanza de que la nueva administración detuvieran la construcción y les devolvieran sus tierras. Con información de la Opinión
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Hasta el momento la expropiación de tierras para el muro fronterizo en Texas sigue, aún con la nueva administración Biden. Muchos tenían la esperanza de que con Joe Biden, las cosas cambiarían, lamentablemente no es así.

Como consecuencia muchas familias han sido afectadas, pese a las promesas de campaña del demócrata de frenar todo acto racista de la administración anterior.

El martes, un juez federal en McAllen, Texas dictó una orden judicial para permitir que el gobierno estadounidense confiscara tierras de la familia Cavazos. Lo anterior con la intención de terminar de construir el muro fronterizo, según un comunicado de prensa de el Proyecto de Derechos Civiles de Texas (TCRP).

Tal vez te interese:  Arizona demanda al gobierno de Joe Biden por frenar construcción del muro fronterizo con México

Por otro lado, Biden decretó en enero la suspensión temporal de su construcción. Esta nueva orden tenía una vigencia de 60 días, en ese periodo la administración evaluaría el futuro del proyecto. Lo cual incluiría definir si era necesaria la expropiación de propiedades y continuar con los planes del expresidente Trump.

“Estamos completamente devastados. Pensamos que el presidente Biden nos protegería. Ahora hemos perdido nuestra tierra. Ni siquiera sabemos qué viene después”, dijo Baudilla Cavazos en el mismo comunicado.

El muro fronterizo “símbolo de  odio y racismo”

La propiedad de la familia Cavazos forma parte, junto a otros 140 casos activos, de la injusta expropiación de terrenos que continúan en nombre del muro fronterizo.

El TCRP se encarga de apoyar legalmente a las familias, 114 casos han progresado desde que se cumplió el plazo de 60 días. Lo anterior de acuerdo a la estipulación de la administración Biden y la poca determinación que ha demostrado de terminar con la obra.

Tal vez te interese:  Activistas celebran boda junto al muro fronterizo en Tijuana

Pero el juicio legal continua, Reynaldo Anzaldua, quien ha acompañado a sus primos Baudilia y José Alfredo Cavazos comentaron en una entrevista Efe que el muro representa un “símbolo de odio y racismo” para su familia, cuya propiedad es un predio junto al rio.

“No queremos que se construya ni un pie más del muro y que las propiedades que el Gobierno confiscó sean devueltas a sus dueños”, dijo la pasada semana Anzaldua.

Aunque Joe Biden detuvo la construcción del muro fronterizo de forma temporal, los abogados del Departamento de Justicia siguen en posesión de las tierras por medio de demandas contra familias en Texas.

“Ayer fuimos testigos de una traición al compromiso de la Administración Biden de poner fin a la construcción del muro fronterizo. En la corte federal, la pausa del presidente sobre la construcción del muro no tiene sentido sin una acción inmediata del Departamento de Justicia para desestimar estos casos”, dijo Ricky Garza, abogado de TCRP.

Actualmente la nueva administración ha solicitado que se reevalúen y desestimen casos de materia migratoria de la administración de Trump. No obstante, en el caso de las propiedad expropiadas por la construcción del muro fronterizo, no se han tomado estas misma acciones.

Tristemente los juicios por las propiedades siguen y la familia Cavazos vive con el miedo de perder parte de sus tierras.

Tal vez te interese:  ¿Qué le espera al muro fronterizo de Trump?