Acusan a Peña Nieto de traición a la patria, cohecho y delito electoral

Enrique Peña Nieto, Luis Videgaray y Emilio Lozoya están involucrados en el caso Odebrecht.
Según la FGR, Peña Nieto contrató a varios legisladores que le ayudara a aprobar su reforma energética, por medio de la cual se dieron sobornos millonarios. | Con información de El Universal.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Este jueves, la Fiscalía General de la República (FGR) acusó al expresidente Enrique Peña Nieto por delitos de cohecho, traición a la patria y delito electoral.

La FGR basa su acusación en la participación de Peña Nieto en el caso Odebrecht. Según la orden de aprehensión contra Luis Videgaray (otro de los implicados en el caso), el expresidente tenía su propio “aparato de poder criminal” para cometer este tipo de fraudes.

Por medio de dicho aparato, el gobierno de Peña Nieto implementó una estrategia para cooptar a varios legisladores que aprobaran sus reformas energéticas.

Entre estas reformas se aprobó la contratación de la constructora brasileña Odebrecht. Este contrato sirvió para dar sobornos millonarios a diputados y senadores.

De acuerdo con la Fiscalía, esto convierte a Peña Nieto en el autor mediato. Según las acusaciones, por medio del gobierno federal, él dominó la voluntad de los autores directos de los sobornos. Dichos autores son Luis Videgaray y Emilio Lozoya Austin.

Tal vez te interese:  Lozoya acusa legalmente a Peña Nieto y Videgaray de orquestar sobornos

¿Qué hay detrás del caso Odebrecht?

En 2017, Luis Alberto Meneses Weyll, exdirector de Odebrecht, confesó a las autoridades brasileñas que había entregado más de 10 millones de dólares en sobornos a Emilio Lozoya entre 2012 y 2014.

Sin embargo, ahora está negando las acusaciones de Lozoya en su contra.

El ex funcionario mexicano ha declarado que Odebrecht financió parte de la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto. También ha dicho que la constructora dio sobornos para que los legisladores aprobaran la reforma energética.

Además, agrega que la empresa de Meneses Weyll sobornó a otros funcionaros para obtener contratos para una planta de etano durante el gobierno de Felipe Calderón.

No obstante, el abogado de Meneses niega estas acusaciones. Dice que “el único que sabe lo que hizo con el dinero es el propio Lozoya”.

Con información de El Universal.