Texas: cierran albergue para niñas migrantes luego de que un empleado falleciera

Imagen de las condiciones en las que se encontraban las niñas migrantes de este albergue en Houston, Texas. | Foto: Voz de América.
Este albergue en Texas cerró sus puertas el lunes. Un día antes, ambulancias y policías llegaron al lugar para atender una emergencia.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

El despliegue de unidades de emergencia en un albergue para niñas migrantes no acompañadas en Houston, Texas, encendió las alarmas este domingo 18 de abril.

Al día siguiente de los hechos, el lunes 19, el gobierno de Texas anunció el cierre de las instalaciones. Además, inmediatamente transfirió a las 450 niñas albergadas allí a otros refugios en el estado.

Tal vez te interese:  “Caravana por los niños” exige la liberación de niños migrantes en centros de detención

Cesar Espinosa, un activista y defensor de los inmigrantes, está preocupado por esta situación. Antes del cierre él llegó a visitar el albergue y dijo que las niñas migrantes estaban en muy malas condiciones:

“Para nosotros es inaceptable este lugar. Son inaceptables las condiciones, las muchachas están viviendo entre cajas”.

Así se refería Cesar al albergue para niñas migrantes una semana antes de lo ocurrido. Ahora sigue teniendo más preguntas que respuestas sobre la razón del abrupto cierre en medio de una aparente situación de emergencia.

“La cuestión es muy compleja. Estamos queriendo y pidiendo que haya más apoyo de la Administración Biden para enfocarse en otros sistemas como el de reunificación familiar”, agrega Espinosa. Él opina que, de esta forma, “no se tendría que estar hablando de otros centros de detener a niños en cárceles”.

¿Qué pasó en este albergue de Texas?

El Departamento de Salud y Servicios Humanos, encargado de estas instalaciones, explicó a Voz de América que el despliegue de ambulancias y personal de emergencia en el albergue de Houston, Texas, fue para atender a un trabajador que enfermó en el lugar.

La persona murió más tarde en el hospital, según dicen, por razones ajenas a sus funciones en el centro para niñas migrantes. El Departamento también explicó que este incidente no influyó en la decisión de cerrar el refugio. Sin embargo, no ofreció detalles sobre las razones de la clausura.

Esa misma semana, 68 legisladores federales pidieron al gobierno que se acelere la reunificación de los menores migrantes con sus familiares en USA. No obstante, los reportes del Departamento de Salud no muestran evidencia de que eso esté sucediendo con la velocidad requerida.

Mientras tanto, las autoridades fronterizas detienen a un promedio de 500 niños migrantes no acompañados cada día en Estados Unidos. El reto de encontrarles un lugar temporal mientras esperan reunirse con sus familias sigue avanzando.