Surgen más denuncias de mujeres operadas en centros de detención de ICE

La SRE dijo que sí hubo operaciones "irregulares", pero que no se trata de esterilizaciones. | Foto: AP / Voz de América.
Tras revisar algunos expedientes de ICE, la agencia AP encontró que hay mujeres sometidas a cirugías que no pidieron o que no entendían de qué se trataban. Un texto de The Associated Press.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Hace algunos días salió a la luz una noticia, según la cual, un médico extrajo el útero de varias mujeres migrantes detenidas por ICE en Irwin, Georgia.

Desde que el caso se dio a conocer, cada vez más mujeres han reportado ser pacientes de este doctor llamado Mahendra Amin. Además, médicos y abogados ya se encuentran trabajando para aclarar qué es lo que está pasando en ese centro de ICE.

En exclusiva, The Associated Press (AP) tuvo acceso a los registros médicos de otras cuatro mujeres que denunciaron al mismo doctor. Aseguran que, al igual que sus compañeras, también las operó en contra de su voluntad.

El caso de Mileidy Cardentey

Una de las mujeres involucradas en el caso es Mileidy Cardentey Fernández. Mileidy tiene 39 años y es originaria de Cuba. Ella se encuentra en el centro de detención de ICE en el Condado de Irwin, en Georgia.

El 14 de agosto, la mujer cubana fue operada por el doctor Mahendra Amin. Al igual que en los otros casos, el médico le dijo que debía operarla por un problema de quistes en los varios. Sin embargo, un mes después, todavía no está segura de qué procedimiento se le realizó.

Para estar más tranquila, Mileidy solicitó sus registros médicos. El centro de detención de ICE le entregó 100 páginas donde se explicaba detalladamente el diagnóstico de los quistes. Pero el informe no hablaba sobre el día de la cirugía.

Así como Mileidy, todas las mujeres detenidas en Irwin que necesitaban algún ginecólogo eran llevadas con el doctor Amin. Pero, lejos de sentir tranquilidad, las mujeres sentían miedo de acercarse al médico.

Incluso, en uno de los expedientes de ICE revisados por AP se puede leer que una de las mujeres se rehusó a que el médico la operara. Esta mujer tuvo que someterse a una evaluación psiquiátrica por el temor que manifestaba.

Tal vez te interese:  Federación de clubes Zacatecanos del Sur de California estrena mesa directiva

En dicha evaluación, la mujer declaró que no necesitaba recibir atención para la salud mental y agregó:

Estoy preocupada porque vi a alguien más después de que la operaran y lo que vi me asustó.

La operación de Pauline Binam

Pauline Binam es una mujer de 30 años. Ella es originaria de Camerún y llegó a EEUU cuando tenía 2 años.

Pauline visitó al doctor Amin porque tuvo un ciclo menstrual irregular. Tras dar su diagnóstico, el médico le recomendó que se hiciera un DyC (un procedimiento para retirar tejido del útero).

Pero, cuando despertó de la cirugía, se enteró de que Amin le había retirado una de sus trompas de Falopio porque, al parecer, estaba inflamada.

Según médicos entrevistados por AP, es probable que la extracción de la trompa de Falopio haya sido innecesaria. Además, agregaron, no debió realizarse sin el conocimiento de Pauline.

También cuestionaron cómo fue que Amin descubrió la trompa inflamada, pues el DyC no implica explorar esa parte del cuerpo femenino.

ICE ya está bajo investigación

Tras revisar los registros de las mujeres, AP dijo que no ha encontrado evidencia de extracciones de útero masivas. No obstante, Priyanka Bhatt, abogada del grupo activista Project South, declaró que una de las mujeres involucradas fue presionada por ICE para someterse a una extracción de útero.

Por su parte, Andrew Free, abogado de derechos civiles y migratorios, dijo a AP que, desde 2017, Amin ha realizado cirugías ginecológicas y por lo menos una histerectomía (extracción de útero) a cerca de 8 mujeres detenidas por ICE.

Free forma parte del equipo de abogados que ya se encuentra investigando el caso. En entrevista con AP, dijo:

Hay indicios de que existe una falta sistémica de consentimiento informado y legalmente válido para realizar procedimientos, lo que a final de cuentas podría resultar en una esterilización, intencional o no intencional.

Algunas de las operaciones podrían justificarse en los problemas de quistes u otros padecimientos descritos en los registros médicos de las mujeres.

Tal vez te interese:  Nueva barrera México-EE.UU. plantea retos cerca de viviendas

Aparentemente, eso fue lo que sucedió en la única histerectomía confirmada hasta ahora.

La mujer a la que se le realizó recibió un primer tratamiento por un sangrado irregular. Al hacerle este procedimiento y analizar tejido extraído del útero, se encontraron indicios de un cáncer temprano llamado carcinoma.

La paciente tardó 11 días en decidir si hacerse la histerectomía o no. Sin embargo, dijo que aceptó porque se sintió muy presionada por el médico. Además, cuando por fin dio su consentimiento, no pudo comunicarse con sus familiares.

En este caso, la mujer sí permitió que se le operara. No obstante, en otros casos, el doctor Amin ha realizado cirugías sin consentimiento de las pacientes o sin informarlas al 100% de lo que les iba a hacer.

La agencia ICE está dispuesta a asumir su responsabilidad

Desde que el caso salió a la luz, el doctor Amin no ha ofrecido muchas declaraciones al respecto. Solamente dijo al sitio web The Intercept que él ha realizado una o dos histerectomías en los últimos tres años.

Mientras todo se aclara, Tony Pham, director de ICE, aseguró:

Si hay algo de verdad en esas acusaciones, estoy comprometido a hacer las correcciones necesarias para asegurarnos de que continuamos dando prioridad a la salud, el bienestar y la seguridad de los detenidos por ICE.

Un texto de The Associated Press.