PERSPECTIVAS | A un año, nada se corrige y vamos por mal rumbo PERSPECTIVAS | A un año, nada se corrige y vamos por mal rumbo
  Los Angeles CA  
  
 
contacto: +52 55 5211 5814
REDES
PERSPECTIVAS | A un año, nada se corrige y vamos por mal rumbo
Luis Enrique Mercado | 1 julio, 2019
AMLO_Perspectivas

Foto: @lopezobrador.org.mx

A un año de haber ganado la elección presidencial, el país sigue necesitando un cambio hacia una nación con más oportunidades para todos, con menos corrupción, con más transparencia y rendición de cuentas

A un año de que Andrés Manuel López Obrador ganó la elección presidencial se han visto muy buenas intenciones, como la austeridad y el combate a la corrupción, mal aplicadas; abundantes muestras de que el cambio es por el rumbo incorrecto y una total ignorancia de los efectos que en la economía provocan las decisiones.

El resultado, a fin de cuentas, no es bueno.

La inversión está  cayendo desde octubre del año pasado, debido a que este gobierno empezó tirando un escopetazo con la cancelación del NAIM y siguió con la cancelación de la reforma educativa, un manejo desastroso de todo el sector energético y la casi destrucción de la reforma energética; el anuncio de proyectos de inversión gubernamentales, como Santa Lucía, Dos Bocas y el Tren Maya que carecen de rentabilidad, que costarán más de lo que se proyecta y que en esencia terminarán como un desastre.

La generación de empleos se ha desacelerado. Solo en el primer trimestre del 2014 se crearon menos empleos que en los primeros tres meses de este año.

Tal vez te interese:  PERSPECTIVAS | Se está cancelando el futuro a mediano y largo plazos

La economía termino el primer trimestre de este año en números negativos; para los siguientes tres meses se pronostica que, cuando mucho, el crecimiento será de 0.5%;  la mayoría de los analistas, estudiosos, directores de análisis económicos de los bancos y hasta instituciones, bajaron ya el pronóstico del 1%, pero la realidad es que la amenaza de una recesión está presente.

Las calificaciones de la deuda soberana de México y de los bonos de Pemex han bajado y existe el peligro de que, cuando menos los bonos de Pemex pierdan el grado de inversión por dos de las calificadores, ya lo perdieron de una, y sean bonos chatarra que cierren la puerta de los mercados internacionales a la paraestatal.

Varios de los criterios del actual gobierno se ha comprobado que son errores que se pagan caro. Pensar que el petróleo debe ser la palanca de desarrollo el país está equivocado, porque el petróleo se acaba y porque el mundo galopa hacia las energías renovables.

Insistir en que la CFE debe generar la electricidad era un buen pensamiento hace 50 años; ahora, el negocio es comprar energías limpias y distribuirlas.

Usar la mayoría del gasto público para financiar proyectos no rentables y subsidiar a las masas, irremediablemente terminará por romper el equilibrio de las finanzas públicas.

Destruir programas que han mostrado su eficiencia, como Progresa e instituciones como el Consejo de Promoción Turística o el de emprendedores, el  de los albergues infantiles es una tontería y monetizar todo para entregarlo en prosa mano para crear seguidores se llama corrupción.

Es verdad que el país necesita un cambio hacia una nación con más oportunidades para todos, con menos corrupción, con más transparencia y rendición de cuentas, con mayor productividad.

Nada de eso tenemos. Solo una economía que se marchita, una sociedad que se divide y una gran cantidad de la población que está siendo comprada para que dé su adoración al Presidente de la República.

Hasta el próximo lunes y mientras, no deje de seguirme en mi página de FB, Perspectivas de Luis Enrique Mercado y en mi cuentas twitter @jerezano52

Comentarios

comentarios