Fondos para el programa “Quédate en México” podrían ser insuficientes afirman activistas

Un campamento de migrantes que esperan para entrar a EE. UU. en Tijuana, México. | Foto: VOA/AP.
La organización internacional Human Rights Watch, señaló que desde que inició el programa, Estados Unidos envió a México a cerca de 71 mil personas.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Después del anuncio sobre el restablecimiento del programa “Quédate en México”, las autoridades mexicanas aseguraron que el gobierno estadounidense aceptó sus preocupaciones sobre las condiciones humanitarias de los migrantes.

Tal vez te interese:  USA y México acuerdan reiniciar Quédate en México; así afectará a solicitantes de asilo

Entre estas preocupaciones se destacan:

  • Mayores recursos para albergues y organizaciones internacionales
  • Protección para grupos vulnerables.
  • Consideración de las condiciones locales de seguridad, de capacidad de albergue y de atención del Instituto Nacional de Migración (INM).
  • Aplicación de medidas contra el Covid-19, como revisiones médicas y disponibilidad de vacunas.

En enero, Joe Biden puso fin a la política de Quédate de México establecida durante el gobierno de Donald Trump. Sin embargo, un juez federal determinó en agosto que el gobierno no siguió el procedimiento adecuado y ordeno reestablecer el programa.

Organizaciones siguen sin aceptar “Quédate en México”

El portavoz de la sede en México de la Organización Internacional para las Migraciones, Alberto Cabezas Talavero, afirmó que la política es inhumana y está en contra del derecho internacional. Además, aseguro que los recursos son limitados y las necesidades amplias.

Actualmente, a lo largo de la frontera hay :

  • Personas expulsadas bajo el Título 42
  • Mexicanos desplazados de sus estados de origen por diferentes razones
  • Mexicanos y extranjeros que esperan poder cruzar la frontera hacia Estados Unidos.

Debido a esto, Talavero hizo un llamado a las autoridades mexicanas y estadounidenses para establecer un presupuesto adecuado. Asimismo, los instó a coordinarse con las organizaciones civiles para poder atender a los migrantes afectados por Quédate en México.

La organización internacional Human Rights Watch, señaló que desde que inició el programa, Estados Unidos envió a México a cerca de 71 mil personas. Estos migrantes se quedaron varados en 6 puntos fronterizos.

Mientras tanto, el gobierno mexicano aseguró en un comunicado que no regresará a sus países de origen a los migrantes que tengan una cita con un juez de inmigración en Estados Unidos. Esto se debe a razones humanitarias pero hasta el momento la medida es temporal.