Vecinos confrontan a ICE y evitan el arresto de un migrante en San Diego

Vecinos de San Diego lograr evitar que la migra arrestara a un migrante indocumentado. | Foto: @ICEgov
ICE intentó violar una ley estatal al pedir que la policía de California enviara refuerzos para arrestar al inmigrante. Sin embargo, las autoridades no accedieron. | Con información de Telemundo.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Este 15 de diciembre, en el barrio de South Park, en San Diego, un grupo de agentes de ICE intentó detener a un migrante indocumentado. Sin embargo, al grito de “raza sí, migra no”, los vecinos de la zona lograron impedir el arresto.

Los hecho sucedieron en la mañana, cuando el migrante afectado se dirigía a su lugar de trabajo. Mientras transitaba por la calle, los agentes migratorios intentaron detenerlo en la calle 41 del barrio de Shelltown. Cuando los habitantes del lugar se percataron, iniciaron un confrontamiento que duró cerca de una hora.

De acuerdo con un defensor de los derechos de los migrantes, previamente, ICE habló al departamento de la policía local de San Diego para pedir refuerzos y poder realizar el arresto.

Tal vez te interese:  Biden puede detener la detención masiva de inmigrantes a manos de ICE

No obstante, en el estado de California existe la ley SB-54. Esta ley, promulgada en 2017, prohíbe la colaboración entre la policía y los agentes federales de ICE. Por ello, la policía no asistió al arresto.

Después del incidente, la cadena de noticias Telemundo contactó a ICE para saber más sobre lo sucedido. Sin embargo, la agencia no ha respondido ni ha declarado si sus agentes estuvieron ahí o no. Tampoco ha aclarado si el migrante al que iban a arrestar cuenta con antecedentes criminales.

Según testigos, los agentes migratorios no se identificaron al intentar detener al hombre.

California protege a los migrantes de ICE

Rosaura, una migrante entrevistada por Telemundo, dice que ha notado los cambios desde que se promulgó la ley SB-54:

“Yo pienso que antes teníamos más miedo de la policía que de inmigración”.

Hace apenas 2 años, en 2018, ICE detuvo a Rosaura junto con otros 28 trabajadores indocumentados. Ella narra que los trasladaron como si se tratara de criminales de alto rango:

“Nos pusieron esposas en los pies, en las manos… Va uno encadenado como esas personas que tienen en la cárcel por un delito grave”.

Aunque Rosaura quedó libre, su cita en la corte continúa pendiente hasta ahora. No obstante, agradece no formar parte de los 267 mil migrantes fueron deportados en el año fiscal 2019.

Con información de Telemundo Atlanta.