Protestas a favor de Trump dejan 4 personas apuñaladas y 23 detenidos

Imágenes de la protesta de este sábado en apoyo a Donald Trump. | Foto: AP, Mundo Hispánico.
Muchos de los partidarios de Trump que asistieron a las protestas pertenecen a los Proud Boys, un grupo neofascista conocido por incitar a la violencia. Con información de Mundo Hispánico.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Este sábado, miles de seguidores de Donald Trump se reunieron en Washington D.C. Todos ellos protestaron para apoyar las demandas del presidente y pedir que se anulen los resultados de las elecciones de noviembre.

Sin embargo, las manifestaciones se tornaron violentas cuando el grupo pro Trump se enfrentó con seguidores de Joe Biden. Como resultado de esta confrontación, tuvieron que trasladar a 4 personas al hospital por heridas con arma blanca. Además, la policía local detuvo a otros 23 individuos.

El 14 de noviembre, partidarios de Trump también realizaron protestas como muestra de apoyo al presidente. En esa ocasión, también hubo disputas entre los manifestantes y un grupo de activistas locales cerca de la plaza Black Lives Matter.

Es por eso que, para evitar este tipo de incidentes, la policía cerró varias calles de la ciudad el sábado. Además, acordonó la plaza Black Lives Matter. No obstante, la violencia no se hizo esperar.

En parte, esto se debe a que las protestas reunieron una mayor cantidad de Proud Boys. Los Proud Boys son un grupo neofascista conocido por incitar a la violencia callejera.

Tal vez te interese:  Corte aprueba que USA pueda hacer enviar a los solicitantes de asilo a México

Este grupo tomó relevancia cuando, en septiembre, Trump hizo un curioso comentario sobre ellos. “Retírense y esperen”, les dijo. Finalmente, este sábado aparecieron protestando, muchos de ellos cubiertos con chalecos antibalas.

Las protestas finalizaron a altas horas de la noche con Proud Boys, grupos antifascistas y activistas de Black Lives Matter a lo largo de las calles. Por su parte, policías locales y agentes federales se interpusieron entre cada uno de los bandos para evitar más confrontamientos. Poco después, estos grupos se dispersaron.

Con información de Mundo Hispánico.