Gobiernos ofrecen aplicaciones para reportar exposición al coronavirus en EEUU

La SRE apoya a los connacionales brindándoles información útil durante la emergencia sanitaria. | Foto: VOA / AP.
Varios estados ofrecen aplicaciones para teléfonos inteligentes que ayuden a las personas a detectar la exposición al coronavirus en EEUU.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Luego de que inició la pandemia del coronavirus, varios estados de la nación americana sacaron aplicaciones de teléfonos inteligentes que prometen decirles a los usuarios si han estado expuestos a alguien infectado con el virus. Cabe destacar que no se revela la información personal de nadie.

La meta para encontrar una forma de notificar a personas posiblemente contagiadas ha cobrado mayor urgencia. Se espera que al usar tecnologías para notificar a las personas de que posiblemente hayan sido expuestas al virus, las aplicaciones ayuden a la capacidad de las autoridades para frenar el avance del virus.

Notificando a la gente anónimamente

Mientras las aplicaciones de cada estado varían, el enfoque principal usado en Estados Unidos se basa en la tecnología de Apple y Google.

Una persona descarga una aplicación creada por su Departamento de Salud estatal. Usando la tecnología del celular de esa persona, la aplicación empieza a recopilar información sobre otros teléfonos a los que se acerca: qué teléfonos, qué tan cerca ha estado y por cuánto tiempo. Esa información sobre el “saludo digital” se almacena en el teléfono de la persona.

Tal vez te interese:  Cinco aplicaciones para aprender y practicar idiomas gratis

Si esa persona da positivo en una prueba de Covid-19, funcionarios de salud le darán un código para ingresarlo en la aplicación. Una alerta se enviará a las otras personas que tienen la aplicación y que han estado cerca de la persona contagiada en las últimas dos semanas.

Usuarios anónimos

Los estados norteamericanos están creando sus propias aplicaciones, basado en el enfoque ofrecido por Apple y Google. Se condiciona el uso de su tecnología para que los celulares no puedan usar información sobre la ubicación del celular o su dueño.

Ese requerimiento de privacidad ayuda a generar confianza de la gente en las aplicaciones. Conocer a alguien que haya sido infectado por el coronavirus también estimula a que la gente use aplicaciones para la Covid-19.

Límites de la privacidad

Pero las aplicaciones anónimas para la Covid-19 traen su desventaja: limitan el uso que los funcionarios públicos pueden darles. Si la identidad y ubicación de una persona no se conocen, la aplicación da información escasa sobre un brote que se esté registrando.