Derechos de los migrantes, en peligro con jueza nominada por Trump

Barrett se ha pronunciado a favor de medidas como la carga pública, las cuales vulneran los derechos de los migrantes. | Foto: VOA / Reuters.
Amy C. Barrett es una mujer católica defensora del uso y la venta de armas. En muchas ocasiones, ha mostrado su apoyo a las políticas migratorias de Trump. | Con información de La Opinión.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Este fin de semana, Donald Trump nominó a Amy Coney Barrett como jueza sucesora de Ruth Bader Ginsburg en la Suprema Corte. Tras el anuncio, muchas organizaciones a favor de los derechos de migrantes y de los derechos civiles en general han mostrado su rechazo frente a la decisión de presidente.

Estas organizaciones argumentan que la nominación de Barrett podría afectar gravemente a minorías y grupos vulnerables, tales como los migrantes y los miembros de la comunidad LGBT. Temen que estas personas pierdan derechos en materias de salud o, por ejemplo, del voto.

La jueza Barrett es católica y fiel seguidora de las políticas migratorias de Trump. Además, se ha declarado a favor del aborto y la venta y el uso de armas. No obstante, dice que sus “opiniones personales” y las de otros jueces deben hacerse a un lado al momento de tomar decisiones.

Tal vez te interese:  Amy Coney Barrett está a favor de las políticas migratorias de Trump

Sin embargo, muchas organizaciones consideran que su historial demuestra todo lo contrario al aplicar fuertes restricciones a los derechos civiles.

Por estas razones, los expertos opinan que, al nominar a Barrett, Trump “está tratando de corromper a la Corte” con alguien con los mismos objetivos políticos que los suyos.

A esto se suman las próximas elecciones. Los republicanos han declarado que estas elecciones serán sumamente complicadas, y es posible que la decisión final esté en manos de la Suprema Corte. Aquí, la presencia de Barrett puede ser fundamental.

Tal vez te interese:  Los 6 motivos por los que Trump no puede nombrar al sucesor de la jueza Ginsburg

Barrett, un peligro para los migrantes

La organización RAICES Action, que lucha por los derechos de los migrantes, se sumó a las críticas tras la nominación de Barret. Remarcó el trabajo de Ruth Bader Ginsburg para proteger a los beneficiarios de DACA cuando Trump intentó terminar con el programa y dijo que Barrett está lejos de defender los mismos ideales que ella.

Incluso, agregó que, si esta nueva jueza es aprobada, EEUU podría tomar el camino de la ““xenofobia y el odio a los inmigrantes”.

Alertó que la jueza apoya públicamente al Centro de Estudios de Inmigración (CIS), el cual fue asignado por el Southern Poverty Law Center como grupo de odio antiinmigrante.

También recordó que Barret fue la única jueza de un panel de tres que votó para mantener la “regla de carga pública” durante la emergencia sanitaria.

Con información de La Opinión.