19 de junio de 2024
DOLAR: $18.39
Search
Close this search box.
19 de junio de 2024 | Dolar:$18.39

A pesar de su crisis financiera, USCIS despilfarró dinero en fiestas

Algunas personas deberán entregar su formulario I-944 para demostrar que no son Carga Pública. Foto: Especial.
Aunque USCIS culpó a la crisis sanitaria por su situación económica, la agencia gastó miles en premiar a los promotores de la nueva ley de carga pública

A pesar de la crisis económica por la que atraviesa el Servicio de Ciudadanía e Inmigración (USCIS), sus directivos gastaron miles de dólares en fiestas y bonos para los empleados que trabajaron en las “draconianas” reglas de carga pública, revelaron las organizaciones Make the Road New York y el Center for Constitutional Rights.

A través de un comunicado, las organizaciones explicaron que esta información la obtuvieron vía FOIA.

La nueva regla de carga pública, adoptada en agosto de 2019, penaliza a los migrantes que acceden a ciertos beneficios públicos o los necesiten.

Además, las organizaciones remarcan que la nueva regla discrimina a los inmigrantes por su riqueza, raza, país de origen, habilidades lingüísticas o estado de discapacidad.

El origen de los problemas financieros de USCIS

Fue el 15 de mayo cuando el jefe interino del USCIS, Joseph Edlow, anunció que la agencia podría enfrentar una severa crisis financiera.

Además de culpar a la pandemia, Edlow solicitó al Congreso 1.2 mil millones de dólares para que la agencia pudiera continuar con sus operaciones.

La situación llegó a tal nivel, que USCIS llegó a amenazar con despedir a 13 mil empleados.

Aunque la agencia culpó a la crisis sanitaria por su precaria situación económica, especialistas coincidieron que sus problemas eran por los malos manejos del gobierno.

Aunque el fin del Servicio de Ciudadanía e Inmigración es realizar trámites, Trump decidió transformarla en un organismo de “investigación” y “detección de fraude”.

A pesar de que el 90% de los recursos obtenidos por la agencia son por el pago de trámites migratorios, la agencia insistió en limitar beneficios.

A esto se suma que la agencia nunca implementó políticas de ahorro, a pesar de su “crisis financiera”.

Tal vez te interese:  A USCIS le falta dinero por malos manejos, no por el coronavirus: Especialistas

Tan sólo en marzo de 2018, la agencia estableció bonos por 8 mil 750 dólares, de una bolsa de 66 mil 593 mil dólares.

Además, a estos bonos se suman gastos por alimentos de almuerzos.

Reporte omite nombres

Aunque el reporte obtenido vía FOIA protege varios detalles (como nombres de funcionarios y el dinero gastado), se puede saber en qué se gastó.

Como respuesta a la acusación de las organizaciones civiles, USCIS dijo que cada año hay un programa que premia con bonos a ciertos funcionarios.

Con información de La Opinión

Notas relacionadas