Reubican a cientos de niños de centro de detención en Florida debido al mal clima

Según el Miami Herald, los niños no volverán al centro y se esperan despidos masivos la próxima semana.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Este sábado, fueron reubicados casi 300 niños que se encontraban detenidos en el centro de detención Homestead el sur de Florida, fuentes dicen que es debido a una ola tropical.

Según el Miami Herald, los niños no volverán al centro y se esperan despidos masivos la próxima semana. Los menores fueron recogidos en camionetas entre las 1 a.m. y las 7 a.m. del sábado.

“Hoy anunciamos que todos los niños alojados en las instalaciones de Homestead se han reunificado con un patrocinador apropiado o transferidos a una instalación autorizada partir del 3 de agosto de 2019. “, dijo la agencia en un comunicado el sábado.

Las fuentes aseguran que en el centro de detención, había disminuido considerablemente la población infantil en las últimas semanas.

Hace un mes, Homestead contaba con casi 3 mil niños y esta semana solo habían menos de 500. Casi 400 empleados fueron despedidos el viernes, y se espera que otro 4 mil más pierdan sus empleos.

Homestead, planea mantener a varios empleados, para usar la propiedad como un centro de emergencias en cuestiones de migración.

El Centro de Detención Homestead era el más grande y lucrativo para niños migrantes no acompañados en el país y contaba con más de 3 mil camas.

Hace un mes, un grupo de congresistas y senadores estatales, visitaron el Centro de Detención de Niños de Homestead y denunciaron las malas condiciones en las que vivían los niños en las instalaciones, calificándolo de “inhumano”.

“Mi meta es que cerremos este centro”, aseguró la congresista demócrata Debbie Mucarsel.

Tal vez te interese:  Gobierno impide a congresistas ingresar a un centro de detención de menores migrantes

“Desde reducir la cantidad de niños detenidos en Homestead hasta obligar a la administración a producir un plan contra huracanes, me alegra que la persistente defensa de nuestra comunidad haya dado resultados reales”, dijo la congresista demócrata Debbie Mucarsel-Powell, en Twitter al enterarse de la noticia.


Sin embargo, la congresista sigue dudando sobre el destino de los niños y sobre las condiciones en las que los niños vivirán, ya que no existe una información oficial sobre donde han sido enviados.

“No se los debe enviar a otro centro de detención; deben reunirse con la familia o colocarse con un patrocinador”, escribió en su cuenta.

Con información de Miami Herald.