Aunque los votos aún se están contando, se espera que los demócratas obtengan más de 30 escaños en la Cámara.
Aunque los votos aún se están contando, se espera que los demócratas obtengan más de 30 escaños en la Cámara.

Los demócratas retomaron la Cámara de Representantes de Estados Unidos en las elecciones de medio término el martes, mientras que los republicanos conservaron el control del Senado, creando un Congreso dividido que pondrá obstáculos a la agenda legislativa del presidente Donald Trump en los próximos dos años.

El resultado, que se esperaba, también sirve como al menos una reprimenda parcial a Trump, que había realizado numerosos mítines en todo el país en apoyo de los candidatos republicanos e insistió reiteradamente en que la elección era esencialmente un referéndum sobre su presidencia.

“Hoy se trata más sobre demócratas y republicanos, se trata de restablecer los controles y equilibrios constitucionales a la administración Trump”, dijo la líder demócrata Nancy Pelosi de California en un discurso de victoria en la sede del Partido Demócrata en Washington.

Con el control de la Cámara de Representantes por primera vez en ocho años, los demócratas pueden hacer más que solo obstruir las prioridades legislativas de Trump. También podrán ir al ataque, tomando el liderazgo de las comisiones cruciales de la Cámara que tienen fuertes poderes de investigación.

Algunos demócratas han sugerido que exigirán ver las declaraciones de impuestos del presidente e investigar sus finanzas personales y sus intereses comerciales, así como los lazos de su campaña electoral presidencial de 2016 con Rusia.

El presidente Donald Trump hablando durante un acto de campaña en Cleveland, Ohio, el lunes, 5 de noviembre de 2018.

“Es un control crítico a Trump”, dice el analista de la Universidad de Virginia, Larry Sabato. “Las grandes leyes con un tinte ideológico, izquierda o derecha, no se aprobarán durante los próximos dos años. Los demócratas ahora tienen el poder de citación, por lo que Trump y su administración pueden esperar ser investigados en lugar de estar protegidos por la Cámara”.

Tal vez te interese:  FOTOGALERÍA | Celebridades comparten su voto en las elecciones intermedias

Pero al retener el control del Senado, los republicanos mantendrán la capacidad de confirmar a los candidatos judiciales y otros de Trump. El Senado liderado por los republicanos también podría impedir que el Congreso retire a Trump de su cargo, si la Cámara controlada por los demócratas decide seguir adelante con los procedimientos de juicio político, como han sugerido algunos.

‘Ola azul’ en la Cámara de Representantes

Aunque los votos aún se están contando, se espera que los demócratas obtengan más de 30 escaños en la Cámara, un poco más de los 23 votos que necesitaban para obtener la mayoría. Eso es consistente con muchas encuestas y análisis preelectorales que predijeron una “ola azul”, una gran victoria demócrata.

La victoria demócrata se basó en gran parte en una coalición de votantes de minorías, jóvenes y en distritos urbanos y suburbanos, muchos de los cuales estaban molestos por el estilo de liderazgo y el lenguaje áspero de Trump sobre los inmigrantes y las minorías.

“La crisis demográfica finalmente golpeó”, dice Evan Siegfried, un analista republicano. “Y de una manera que es brutal y está diezmando al Partido Republicano”.

El presidente Donald Trump hablando durante un acto de campaña en Cleveland, Ohio, el lunes, 5 de noviembre de 2018.

Esa tendencia fue evidente en los suburbios de Virginia, en las afueras de Washington, DC, donde Jennifer Wexton, abogada y senadora estatal, derrotó a la titular republicana, la representante Barbara Comstock.

En Nueva Jersey, la demócrata Mikie Sherrill, ex piloto de la Marina ypolítica novata, derrotó al republicano Jay Webber, ganando un escaño que los republicanos habían ocupado durante más de tres décadas.

Aunque las encuestas sugerían que la atención médica y la economía eran temas principales para los votantes, Trump nunca estuvo lejos de las mentes de los votantes.

Votantes en Arlington, Virginia, aguardan en fila para emitir su voto en las elecciones de medio término el martes, 6 de noviembre de 2018.

Una encuesta nacional a la salida de puestos de votación realizada por CNN sugirió que el 55% de los votantes desaprueban el desempeño de Trump, mientras que el 44% lo aprueba. Además, el 56% de los encuestados cree que el país va por el camino equivocado y solo el 41% dijo que estaba en el camino correcto.

Los republicanos mantienen el Senado

Sin embargo, se espera que los republicanos aumenten en tres escaños su mayoría de51 a 49 escaños en el Senado.

La Casa Blanca dijo el miércoles temprano que Trump llamó al líder de la mayoría del Senado Mitch McConnell “para felicitarlo por los logros históricos del Senado”. Trump también habló con el presidente saliente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, quien se retira en enero, así como con Pelosi.

Las oportunidades en el Senado de los demócratas sufrieron un duro golpe en Indiana, donde el empresario republicano Mike Braun logró una gran victoria contra el actual senador demócrata Joe Donnelly.

En Tennessee, el demócrata Phil Bredesen, ex gobernador del estado, perdió ante la republicana Marsha Blackburn para ocupar el asiento del senador Bob Corker, quien se retira. Blackburn se convertirá en la primera senadora de Tennessee. Y en Missouri, la senadora demócrata Claire McCaskill fue derrotada por el fiscal general del estado, Josh Hawley

Beto O’Rourke, candidato demócrata al Senado de EE.UU. por Texas, que fue derrotado por el actual senador Ted Cruz, es visto junto a su esposa, Amy Sanders, durante la noche de la elección el martes, 6 de noviembre de 2018, en El Paso, Texas.

En una de las contiendas más seguidas del país, el demócrata Beto O’Rourke, quien hace unos meses era un congresista relativamente desconocido de El Paso, Texas, perdió por poco ante el senador republicano Ted Cruz. Aún así, O’Rourke, un legislador progresista dotado con un don para recaudar fondos, es ampliamente considerado como un destacado candidato demócrata a la presidencia en 2020.

El papel de la mujer

Las mujeres también jugaron un papel importante en la elección. Un récord de 237 mujeres se presentaron en contiendas de la Cámara de Representantes y 23 en las contiendas por el Senado en todo el país, incluidos 185 demócratas y 52 republicanas.

Es probable que sus victorias aumenten el porcentaje de mujeres en el Congreso por encima del 20% por primera vez. Muchos se presentaron como candidatas en los últimos dos años, impulsados por los informes sobre el comportamiento de Trump hacia las mujeres, el auge del movimiento #MeToo que ha hecho pública la omnipresencia de la agresión sexual y las plataformas de políticas republicanas en temas que incluyen el derecho al aborto.

Tal vez te interese:  Mira cuáles son los cambios realizados por USCIS a sus políticas migratorias

Christopher Borick, profesor de ciencias políticas y director del Instituto de Opinión Pública de Muhlenberg College, dice que el papel que desempeñaron las mujeres en esta elección estuvo a la altura de las expectativas.

“Estamos viendo un gran aumento en el porcentaje de mujeres que estarán dentro de la Cámara de Representantes. Les daré un ejemplo en Pennsylvania, que es una de las escenas más impactantes. Antes de esta elección tuvimos cero, ni un solo miembro de una delegación del Congreso de 18 escaños que era una mujer. Esta noche, solo en los suburbios de Filadelfia, en el valle de Lehigh, desde donde estoy hablando, cuatro mujeres ganaron en un área muy difícil “, dijo Borick.

La candidata demócrata al Congreso de EE.UU. Rashida Tlaib celebra junto a su madre tras ser elegida el martes, 6 de noviembre de 2018, en Detroit, Michigan.

Las ganadoras incluyeron las dos primeras mujeres musulmanas en el Congreso, Ilhan Omar de Minnesota y Rashida Tlaib de Michigan, y la primera mujer nativa estadounidense, Sharice Davids de Kansas. Las candidatas por primera vez al Congreso también ganaron en estados como Pennsylvania, Nueva Jersey y Nueva York.

El aumento refleja las preferencias de las votantes mujeres, que también han sido motivadas por la reputación de Trump con las mujeres y por los candidatos que cada vez más han hablado sobre sus problemas particulares como padres y empleados.

La encuesta a la salida de puestos de votación realizada por CNN mostró que el 80% de los votantes dijo que era importante que se eligiera a más mujeres.

Texto Voz de América

Comentarios

comentarios

- Publicidad -