Orlando prohíbe a sus oficiales preguntar a las personas por su estatus migratorio

El Consejo local aprobó una resolución que prohíbe a los funcionarios y la policía local interrogar a las personas sobre su estatus migratorio | Foto: @orlandopolicedepartment
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Una buena noticia para los inmigrantes que residan en Orlando, Florida, pues el Consejo de la ciudad aprobó este lunes una resolución que prohíbe a los funcionarios y la policía local interrogar a las personas sobre su estatus migratorio.

La media, avalada de manera unánime por el Consejo de Orlando, convierte a la ciudad en la primera del sur de EU adoptar una ley de este tipo.

“Orlando no está metida en el negocio de la inmigración”, dijo el alcalde de la ciudad, Buddy Dyer, durante una conferencia de prensa efectuada en las escalinatas del Ayuntamiento, poco antes del inicio de la sesión de la Junta de Comisionados en la que se aprobó la llamada Fair Treatment for All Trust Act Policy.

“(Orlando) es una de las ciudades de más rápido crecimiento y su comunidad inmigrante forma una parte vital de este crecimiento, en realidad casi un cuarto de los negocios que tenemos en el área metropolitana son propiedad de inmigrantes”, añadió el alcalde.

Tal vez te interese:  Cocinar tamales casi le cuesta la vida a familia en Florida

Del mismo modo, reconoció que entre la comunidad migrante hay temores y ansiedad por las políticas migratorias impulsadas por el presidente Donald Trump. Sin embargo, ratificó su compromiso por la inclusión y la tolerancia.

La resolución, impulsada por el concejal de origen puertorriqueño Tony Ortiz, explica que es vital para la seguridad de esa ciudad contar la asistencia de cualquier persona que haya sido víctima o haya presenciado un crimen sin importar su condición migratoria.

“Ningún residente que respete las leyes será de manera rutinaria requerida a proveer su estatus migratorio durante cualquier investigación que ejecute la Policía de Orlando”, se lee en el documento de dos páginas.

Con información de EFE